La Finca El Faro

Community-building-at-ranch

A primera vista, la Finca El Faro puede parecerse a muchos otros lugares en Venezuela. Ubicada en las afueras de Caracas, cuenta con casi 5 hectáreas de terreno rocoso e irregular, con árboles esparcidos y pocas edificaciones. En realidad, la Finca es tan única como los muchachos que la llaman su hogar. A la vez es un refugio para los heridos y un faro de luz en el barrio que la rodea.

Anthony birthday signLos muchachos de la calle, provenientes de situaciones abusivas, negligentes y de instituciones transitorias llegan a la Finca El Faro para vivir, no en el ambiente frío de una institución, sino en un hogar con padres amorosos. Desde el principio, el deseo de Niños de la Luz ha sido proporcionar un ambiente familiar, seguro y afectivo para los niños y adolescentes que Dios nos confía.

Richard with laundryCon el fin de mantener este ambiente familiar unido, solamente tenemos de ocho a diez muchachos en cada una de las casas de la Finca. De esta manera la “madre” y el “padre” sustituto pueden pasar un tiempo individual con cada uno de ellos, de modo que los valores cristianos y lecciones de la vida no sólo son enseñados, sino también “captados”, mientras conviven juntos. Los muchachos aprenden lo que es el amor incondicional, a resolver los conflictos de forma respetuosa, a ser responsables y a disfrutar de la vida con gente que está comprometida consigo misma y con Dios.Erickson scrubbing

Los padres sustitutos de Niños de la Luz ven su compromiso con los muchachos como algo más que un simple trabajo, es su llamado de Dios. Aman a los niños como si fueran propios, y es por este amor que ellos pueden ofrecer a los muchachos lo que necesitan y merecen. Cuentan con la ayuda de “tías” y “tíos”, demás miembros del personal de Niños de la Luz, y con cristianos generosos de las Iglesias locales.

 

Luis Enrique Bday 2016

Cada día trae nuevos retos mientras los muchachos están lidiando con el dolor de su pasado. La mayoría de ellos han vivido en situaciones extremadamente disfuncionales e insalubres, incluso antes de que terminaran viviendo en las calles. Muchos de ellos tuvieron padres que eran drogadictos, alcohólicos,prostitutas, o que vivían en las calles. Algunos han sufrido de abuso físico por parte de las personas que deberían haberlos protegido. Estas conductas negativas y destructivas lo más probable es que se repitan por generaciones, pero cuando un muchacho llega a la Finca estos patrones se interrumpen y puede ser cambiados.

sidewalk

El contraste entre la vida anterior de un muchacho y su nueva vida en la Finca puede ser extremo, pero la mayoría se ajusta rápidamente y llegan a ver a sus “hermanos” y “padres” como la familia que nunca tuvieron. Ellos aprenden los valores familiares a través de la guía amorosa de sus padres, el apoyo y el estimulo de sus hermanos mayores, tíos y tías. Con tanto apoyo, los muchachos comienzan a crecer y a cambiar muy rápidamente. Es una alegría ver su progreso. Nuestro deseo más ferviente es que cada uno de ellos llegue a conocer personalmente a Jesucristo como su salvador y amigo, que sin duda sepan que han sido creados a imagen de Dios y son valiosos para El.

Dish dutyOramos por que los muchachos sean realmente transformados a Niños de la Luz, o Hijos de la Luz. Consideramos que es un privilegio ser parte de sus vidas y presenciar cómo llegan a ser buenos jóvenes con un carácter piadoso que quieren hacer una diferencia en el mundo.

Setting the table 2(640x304)

 

En sus propias palabras

AlejandroAlejandro Testimony

Niños de la Luz para mi es una familia que aunque no son mis padres ellos me quieren, me aman y me corrigen. Yo digo que no es casualidad que yo este aquí  sino que fue el propósito de Dios que me envío aquí. Estoy muy agradecido por toda la ayuda que me han brindado aquí. Niños de la Luz es una casa hogar donde ayudan a los chicos a seguir adelante, donde en el día de mañana podrán darle gracias a Dios y a los que están en la finca. No vean esto como un centro de rehabilitación sino como una familia.

Le doy gracias al Señor porque El es quien me ha enseñado a perdonar. A veces me acuerdo de la escena donde mi mamá me pegaba y maltrataba o veía como le pegaba mi padrastro a mi mamá. Mis hermanos y yo nos metíamos debajo de la cama. Hoy por hoy estoy muy agradecido por toda la ayuda que me han brindado aquí. Y aunque no tengo una familia se que mi familia son Niños de la Luz y se que Dios tiene un propósito para mi vida porque El dice en su palabra  que ‘Aunque tu padre y tu madre te dejen Jehová tu Dios te recogerá’. Y yo se que puedo ser un gran muchacho en el día de mañana y alcanzar mi sueño de ser chef.

Anthony

Anthony 8x10

 

Niños de la Luz es una casa hogar cristiana que trabaja con niños de la calle o con problemas de drogas o que su familia los deja abandonados antes de venir para la finca. Yo vivía en La Guaira con mi abuela, mi mamá me dejó con mi abuela y cuando yo crecí me la pasaba en la calle y era muy mala conducta. Yo me congregaba supuestamente en un centro espezanza y yo un día vine para la finca con la iglesia. Cuando yo entre vi un reflejo en el portón y vi un paraiso y me di cuenta que me quería quedar en la finca. Hablé con el cordinador y él me dijo que sí que me aceptaba en la finca. Yo se que no era casualidad que estuviera en la finca. Aquí en la finca he pasado por un proceso, fui mejorando mi carácter día tras día y el Señor ha hecho una transformación en mi vida.

 

 

Casa de Paso

Casa-de-Paso

En 2008, Niños de la Luz compró una edificación de tres pisos en el noroeste de Caracas mediante una generosa donación. La casa estaba muy deteriorada y necesitaba una remodelación urgente. Este trabajo se inició al año siguiente, comenzando con una revisión completa de las instalaciones eléctricas y sanitarias, y continuando con los arreglos básicos necesarios para que pudiera ser habitada.

Actualmente en la Casa de Paso se encuentran las oficinas administrativas de Niños de la luz y ofrece un lugar donde el personal, los trabajadores sociales y psicólogos se reúnen con los muchachos y sus familias; pero nuestra visión para la Casa de Paso es mucho mayor.

Soñamos con la creación de un espacio de transición para los muchachos que abandonan la calle con el deseo de iniciar una nueva forma de vida. Nos gustaría incluir un área en la que los jóvenes que se han graduado del programa de la Finca pueden aprender a vivir por su cuenta como adultos. También nos gustaría ofrecer un apartamento para que el personal de la Casa de Paso y la Finca pueda descansar en su tiempo libre.

Esta edificación tiene un enorme potencial para el ministerio y continuamos implementando planes para que la Casa sea una luz en el noroeste de Caracas.

casa-de-paso-2